hosting

¿Quieres patrocinar?

¿Quieres aparecer aquí? Si quieres patrocinar este blog, ponte en contacto conmigo a través de este formulario

La importancia de escoger un buen hosting

Son muchos los factores los que debemos tener en cuenta a la hora de realizar un proyecto web: la tecnología que vamos a usar, el diseño, la usabilidad y experiencia de usuario, quien nos va a hacer el desarrollo, el nombre de nuestro dominio…y el hosting!

En este artículo vamos a centrarnos en la importancia de escoger un buen hosting. Es fácil caer en la tentación de buscar la oferta o el más barato, sin reparar en si es lo que más nos conviene.

En mis más de 10 años de experiencia en el desarrollo web he tenido la oportunidad de probar con muchos proveedores de hosting como acens, hostytec, nominalia, arsys, 1&1, dinahosting , cdmon…y he de decir que mi grado de satisfacción en líneas generales era malo. Tuve experiencias desagradables, algunas muy desagradables con casi todos ellos.

Me he encontrado de todo, desde servicios técnicos que tardan 48 horas en responder un ticket, pasando por innumerables problemas como caídas continuas, pérdidas de rendimiento, etc… Cuando tienes un cliente que además de tener una web, tiene una aplicación web que utilizan en el día a día para trabajar como puede ser una extranet, esto es inaceptable.

Desgraciadamente me he encontrado con situaciones tan lamentables como que la página iba tan lenta y se caía tantas veces, que el cliente amenazó con irse a otro proveedor. Y no sólo eso: el correo del cliente fue añadido a una lista negra y sus contactos no recibían sus e-mails. Y el motivo era que estábamos en un hosting compartido con tantos vecinos, que los recursos del servidor no daban abasto. Y lo peor de todo es que los problemas venían ocasionados por un vecino que resultó ser una web de la propia empresa de hosting para ofrecer otro tipo de servicios asociados, que enviaba correos masivos de forma muy repetida y realizaba backups varias veces al día!!

Y todo porque en su día nos pareció un buen hosting calidad/precio. Y lo que no tiene precio son la cantidad de horas perdidas tratando de hablar con el soporte, buscar soluciones, mails continuos con el cliente indicando el estado de las incidencias, amenazas, y la pobre imagen que das de cara al cliente. Desde entonces, nunca más.

Peiné el mercado en busca de un buen hosting y sobretodo hablé con gente del sector para que me dieran su recomendación basada en sus propias experiencias. Así acabé en cdmon. He de decir que aunque más caros, no tuve apenas problemas con ellos, y cuando tuve alguno, la respuesta fue rápida, en cuestión de minutos.

Hasta que tuve la oportunidad de conocer SiteGround. SiteGround ha abierto sede en España este mismo año. Asistí al primer desayuno técnico que organizaron el 28 de Octubre de 2015 en Madrid, y tuve una primera toma de contacto con ellos desde dentro.

Me llevé una muy buena impresión, de su filosofía y de cómo hacen las cosas. Decidí investigar un poco y recabar opiniones, y lo que encontré en quienes usaban SiteGround era un nivel de satisfacción bastante alto tanto con el producto, como con el soporte técnico.

Conclusión

Busca el hosting que mejor se adecúe a tus necesidades. Encontrarás muchas referencias y recomendaciones, pero lo mejor que puedes hacer es probarlo en primera persona y sacar tus conclusiones.

Pon atención en factores clave como la seguridad y el rendimiento que te puedan ofrecer, y la respuesta y canales de comunicación con el soporte técnico, que no es algo que vayas a utilizar a menudo si todo va bien, pero el día que lo necesites querrás que sea bueno.

Y si es para tu negocio, no racanees con el precio. Probablemente un hosting de calidad son 3 o 4 € más al mes que el hosting más barato que puedas encontrar, es decir, estamos hablando de que la diferencia es menor de lo que cuesta una caja de tabaco, pero vuelvo a repetir: la tranquilidad tuya y de tu negocio no tiene precio. Y además de la tranquilidad, el rendimiento y optimización de tu sitio que tampoco tendrá nada que ver con otros hostings económicos que hay en el mercado.

¿Te ha resultado útil esta información?

Si este post te ha resuelto un problema, invítame a un café o a una cerveza. Con este pequeño gesto me animas a seguir escribiendo.